¿Has entrado en pánico? ¿Te cuesta conciliar el sueño? ¿Hace dos días que no comes? Si estás sudando la gota gorda intentando en vano resolver alguna pista, puedes tentar a la suerte y pedirnos gentilmente que te saquemos de tu penuria.
Pero recuerda: nosotros somos los demiurgos del ¡Fotomemorizador! y sabemos qué piezas son dignas de socorro y cuáles desmerecen nuestro interés. ¿Osarás interrumpirnos, oh, simple mortal? Dudas, sugerencias y comentarios sobre el ¡Fotomemorizador! serán gratamente recibidos. Todo feedback nos puede servir para mejorar nuestro trabajo, o como mínimo para pasar un buen rato leyendo correos del mundo exterior.
Si se te ocurre un modo de juego interesante para próximas ediciones, si quieres dar testimonio de cómo el ¡Fotomemorizador! cambió tu vida o si necesitas un ejemplar con máxima urgencia por algún motivo insólito, escríbenos también y te atenderemos con el interés y entusiasmo que te mereces.
¡Gracias por jugar con nosotr@s!